martes, agosto 02, 2011

Las dos vidas de Roberto Robaina.

A primera vista, haber inaugurado ya dos restaurantes en La Habana, probablemente con dinero mal habido desde la amistad con el ex gobernador mexicano Mario Villanueva – hoy preso por capo narcotraficante – y haber sido vergonzosamente defenestrado, tiene también su contrapartida bondadosa en Roberto Robaina, quien, para sorpresa nuestra, ha sido estrella de un reality show en Venezuela, lleva un negocio de payasos para fiestas, y promueve en Facebook un programa contra la obesidad: “Adelgazando con Roberto Robaina”.

Muchos desconocían los problemas de Roberto Robaina a fondo, o los obstáculos que tuvo que superar al pasar de una vida a la otra.

En una entrevista aparecida en la página Aerolatin.com, a la pregunta ¿Qué diferencia tiene la Vida que llevaba anteriormente Roberto con la de hoy en día?, responde de la siguiente manera: “Mi vida cambió por completo. Antes (…) era una persona totalmente sedentaria, me faltaba la respiración al dormir, no resistía actividades físicas, ni el bailar que tanto me gusta. Era adicto a las gaseosas y las tomaba 2 litros diarios y en horas nocturnas para completar, adicionalmente todo tipo de chucherías y postres extragrandes, comía a deshoras y me tomaba un vaso de agua cada 3 días. Ese era yo. Como me arrepiento de ese pasado…"

Algunos creerán que ese cambio de vida sólo tuvo que ver con su tránsito abrupto de consentido de Fidel Castro a ser un funcionario sin importancia o un pintor mediocre, pero no. El cambio de vida fue a partir de su lucha contra la gordura. Es cierto que en la vida anterior, además de ser un demagogo extremo, también disfrutaba en gran escala de todas esas chucherías capitalistas, es cierto que, tal y como reza el título del reality venezolano donde tan exitosamente participó, tuvo que “sudar la gota gorda” cuando su padrino político descubrió que andaba en componendas con el entonces ministro español Abel Matutes… pero en su nueva vida todo eso parece haber desaparecido. Nuestro ex canciller de la indignidad hoy día lucha contra la obesidad humana y promueve una dieta bien balanceada para ayudar a sus semejantes. Además, como dijo en la entrevista, se arrepiente de su pasado ¿no?

Claro que esos dos restaurantes recién inaugurados en La Habana, céntricos, ostentosos y bien equipados, ofertando alimentos que ya resultan exóticos para el cubano medio, parecen contradecir en parte las intenciones altruistas de Roberto Robaina para que la gente haga dieta y adelgace.

Pero bueno, esa es otra historia.

_

Roberto Robaina en el reality show venezolano Sudando la gota gorda. Lo acompañan Carlos Lage (ex vicepresidente), Felipe Pérez Roque (otro ex canciller), Carlos Aldana (ex número tres), Remírez de Estenoz (ex algo) y Rogelio Acevedo (ex ministro de aeronáutica civil), entre otros, y todos cargan divertidos a la ex ministra de la Industria Básica, Yadira García.
_