sábado, noviembre 28, 2009

Yoani Sánchez: apocalípticos e integrados ante la cultura blogger.

_
Tengo un vago recuerdo de Yoani en La Habana. La clásica relación del amigo de un amigo del primo de un conocido, y apenas ubico a la silenciosa esposa de Macho Rico, apodo discordante del señor que frecuentaba la casa de un compañero del grupo, un apartamento de bloques casi contiguo la iglesia de Loma y 39, en Nuevo Vedado, sede de Teatro Buendía, y donde a menudo pasábamos ratos largos conversando sobre cualquier cosa. No puedo atestiguar que Macho Rico, alias Reinaldo Escobar, fuese por entonces periodista independiente y contestatario, quizás porque ya a fines de los noventa uno podía conversar con cualquier conocido, despotricar del gobierno en privado, sin que eso necesariamente significase conspiración o disidencia militante. A fines de los noventa ya casi todos en Cuba hablaban mal del gobierno.

A la otra Yoani, la figura internacional, la conocí por Internet, ya fuera de Cuba, y casi de inmediato entendí que estaba siendo testigo de uno de los más contradictorios y publicitados fenómenos de la cultura y la política cubana actual.

Entre todos los rebeldes del régimen, a lo largo de estos cincuenta años, nadie como ella ha captado la atención, la aceptación y el apoyo de la opinión pública mundial. Nadie como ella ha sorteado el gardeo de la seguridad con tanta buena fortuna, ni nadie ha salido tan vivo y en libertad de sus batallas personales. Su imagen delgaducha se volvió símbolo de la resistencia intelectual cubana, y quizás por ello, o por los miles de impactos diarios en su blog Generación Y, sus imperfecciones tienden a resaltar casi tanto como sus aciertos.

Citando a Umberto Eco, la blogósfera cubana en particular – ese movimiento amorfo, espontáneo y acéfalo que desde miles de divergencias pretende hacer prevalecer la verdad sobre la isla –, y en general la opinión de los cubanos que frecuentan la red en busca de comunicación allén de los mares, tienen sus apocalípticos e integrados ante la figura de Yoani Sánchez, con alineados en fila cerrada junto a la bloggera del premio Ortega y Gasset, y detractores a ultranza de la diva, la prima donna del internet clandestino nacional. Al parecer no abunda el término medio: o defiendes a la bloggera, o la choteas.

Razones del apocalipsis.

¿Qué se le recrimina?

Para empezar, Yoani no parece muy dispuesta a dar crédito al resto de la disidencia interior. No suele mencionar a los que se manifiestan en otras partes del país, a los que plantan ayunos, aunque en rigor tampoco aquellos gustan de reconocerla a ella. Cuando Ángel Santiesteban escribió una entrada hablando de la golpiza propinada a la bloggera por la seguridad, solidarizándose, no pocos notaron que ella había pasado por alto el ataque violento que el propio Ángel había sufrido meses atrás.

Una buena parte de las suspicacias que despierta su comportamiento se basan en lo que parecen ser golpes de efecto publicitarios, casi novelescos, como disfrazarse para entrar subrepticiamente a un evento, o insistir en el uso de cámaras ocultas para denunciar situaciones con espíritu de agente especial, o la inconsistencia de relatos de pateaduras con la total ausencia de marcas visibles. Tampoco escapan los recelos acerca del éxito comercial que significa la buena venta de textos infidentes al mejor postor. Ni siquiera valoran mucho los premios, que habrían sido otorgados, según esta interpretación, más por la coyuntura política que por el valor real de la obra.

En general sus detractores agregan a la poco exigente redacción y tendencia a hiperbolizar acontecimientos, el apoyar mucho a un esnobista metatrancoso como Orlando Luis Pardo (conocido por el lanzamiento alternativo de un libro en la feria del año pasado y por haber orinado la bandera) y menos a un escritor consistente como Ángel Santiesteban o su más cercana rival en el rating del ciberespacio, la menuda, temerosa y aparentemente sin ambiciones de liderazgo, Claudia Cadelo. Acaso más que nada, le achacan una egoísta sed de protagonismo que desdice buena parte de las nobles intenciones que caracterizan a un humilde blogger vigilado y presionado constantemente por el sistema.

Razones de la integración.

¿Qué le celebran?

En primer lugar, los premios que prestigiosas instituciones le han extendido, y la celebración también se vuelve solidaridad cada vez que las autoridades le niegan el permiso para viajar. Los seguidores no encuentran efectistas sus aventuras, por el contrario, hallan interesante y valiente cada escaramuza, siempre acordes con una época en que la publicidad lo decide casi todo. Le conceden el mérito de convocar a bloggeros incipientes y adiestrarlos en los trucos con que romper el cerco cibernético del gobierno, o de haber conseguido que Obama le respondiese un cuestionario sobre asuntos de Cuba y la Casa Blanca, ganando con ello el aprecio personal y elogios del actual presidente norteamericano.

Le agradecen también la intención de permanecer en la isla, al pie del cañón – aún en el caso de que le permitiesen cruzar las puertas de la aduana para ir por un trofeo y regresar –, el seguimiento diario a la crisis sociopolítica cubana con sobrios argumentos, y no pocos han imaginado que, una vez derrocada la dictadura, Yoani pudiera servir, si no para presidenta, al menos para ministra de cultura.

Ni apocalípticos ni integrados.

Aún cuando luzca como el viejo chiste de “ni a favor ni en contra, sino todo lo contrario”, la postura de prudente suspicacia (ofreciendo como garantía el beneficio de la duda) parece ser saludable a la hora de emitir valoraciones cuando de una figura como esta se trata, un ícono latente y todavía en evolución para bien, mal o regular. La historia aún no concluye, las personas suelen ser tan imperfectas como consecuentes, en ocasiones pueden mutar de un lado a otro del espectro, o ser ambas cosas en un mismo día y lugar. Ese es el precio de sostenerse por tanto rato frente a la mirilla de la opinión internacional: los bordes menos complacientes salen a la luz con más facilidad que los de quienes operan con perfil bajo.

En cualquier caso, el tiempo siempre se encarga de las reivindicaciones o del despojo de máscaras. Si Yoani Sánchez es una luchadora honesta, o si por el contrario es una oportunista de ego malcriado, o si es, ¿por qué no?, ambas cosas a la misma vez, eso lo sabremos en su momento, cuando le toque ocupar en la historia de Cuba el lugar que se haya ganado por derecho propio.
_

14 comentarios:

Robert dijo...

Magnifico.todo figura politica aun cuando sea opositor a un regimen tan bien entrenado, siempre tendra seguidores y detractores. De esta muchacha muy poco sabemos y es cierto que su popularidad internacional se esta convirtiendo en algo bueno para Cuba. Y digo esto porque aun no ha podido destruir su imagen como le hicieron a otros disidentes. Sin embargo en muchos Blogs al servicio de los caudillos , empiezan a aparcer un numero de articulos con cierta tendencia a desmentir cada simple cosa que la muchacha hace.
Comom bien tu dices todavia falta por ver el lugar que ella ocupa en nuestra historia. espero que por el bien de cuba ell sigua firme y continue produciendo la esperanza de una contrapartida de opinion sensata al gobierno cubano.

Rodrigo Kuang dijo...

Gracias Robert, y creo que de todas maneras, valdría la pena una aclaración, y es que en este artículo no se incluyen como detractores a los bloggeros talibanes del gobierno (o artículos como el aparecido en el Granma Internacional hace pocos días, por cierto jamás en la versión impresa para los cubanos), que esos atacan a Yoani por edicto real. Esta entrada se refiere a las personas normales, aquellos que, ejerciendo la libertad de expresión, apoyan a quien desean o difieren de quien les da la gana. Y no necesariamente un sitio como Varela blog, por ejemplo, tiene que estar de acuerdo con Ubieta, ni ser partidario del castrismo como este, aunque ninguno de los dos crea en Yoani. La campaña paparazzi de Lagarde no está incluida en este post. Varela sí, por supuesto.

Anónimo dijo...

proclama al pueblo de cuba:
- abajo el cruel e inhumano bloqueo norteamericano.
- permitase a los norteamericanos viajar libremente a cuba.
- eliminese la libreta de abastecimiento.

autores de la proclama:
Fidel Sanchez y Yoani Castro

Rainer Arche dijo...

Si eso del anónimo 19:38 fue un chiste, está bastante pujón, además de ambiguo. El pueblo cubano no decide nada del embargo, ni de los viajes a Cuba, ni siquiera decide sobre el bloqueo de su gobierno o de sus propios viajes. Y este ni siquiera es un blog conflictivo para dejar mensajitos picúos.
Es la primera vez que dejo un comentario aquí, pero siempre leo con gusto los análisis de este autor, opiniones equilibradas y sin fanatismo. Felicidades a Rodrigo, muy buena entrada.

Anónimo dijo...

Muy interesante su punto de vista. Como Rodrigo dice, veremos que nos dice la historia.
Lo triste de todo esto es que los cubanos de la isla aun no saben quien es Yoanis, o Angel Santiesteban, o Rodrigo Kuang entre muchos otros.

Anónimo dijo...

Yoani es demasiado fotogénica y estudiada para no ser indiferente. Como buena anoréxica, es lista, egocéntrica,tenaz y manipuladora, asexuada, hábil para engañarnos y tenernos a todos en vilo. Lo del vídeo en inmigración y las muletas ya fue demasiado histriónico.E incluso para sus fans de la prensa ya fue demasiado el premio "Héroes de la Libertad" de la OEA: lo silenciaron.

No sé si será buena para Cuba. Yo le auguro mucho éxito, pero he tenido dos tías maternas anoréxicas con mucho talento, pintora y pianista, solteras geniales, siempre al borde del desmayo, y con la familia en un sinvivir: las conozco y no me las creo. Saludos.

Anónimo dijo...

NO tenemos derecho a JUZGAR a alguien que esta haciendo, lo que nosotros no fuimos capaces de HACER mientra vivimos en CUBA, nuestra opcion fue escapar, salir corriendo. volando o en balsa.

Cualquier tipo de Juicio erroneo o No, parece de Cobardes Envidiosos.

Yoani es un Fenomeno Cubano Actual.
Tampoco hay que pretender que se comprometa mas y/o haga huelga de Hambre, porque al Final es ella la que sufre, lo peor es que es una gran Desconocida para los cubanos(la mayoria no sabe quien es)

Solo deberiamos apoyarla y darle la mayor cobertura posible a esta Valiente.

Abajo los CaCastro's(mariela y antonio incluidos)

Pepe Rojas dijo...

Abajo todos los Castro, sí, de acuerdo, de acuerdísimo.
Pero eso de que cualquier juicio, erróneo o no, es de "cobardes envidiosos", no se corresponde con lo que ganamos viviendo en el extranjero: la libertad de expresión.
La entrada y los comentarios son libres de enjuiciar u opinar, que para silenciar a las personas o ignorar la opinión ajena está el Granma y nosotros no deberíamos caer en eso.
Yoanis es un ser humano como cualquier otro. No es una diosa ni un profeta, y tiene facetas dignas de estudiarse, justamente por ser el fenómeno que es.
Yo apoyo incondicionalmente al blog Generación Y, pero no quiero endiosar a su redactora, que justamente ese fue el primer gran error de la revolución cubana, elevar a rango de superhéroe a Castro cuando el villano era Batista, y ya ven lo que pasó.
Prefiero, como dice este post, darle el beneficio de la duda y desear que sea más como la que la gente quiere y no tanto como la que critican.
Saludos a los hermanos cubanos.

Cuba Inglesa dijo...

Excelente

Anónimo dijo...

en respuesta a Pepe el Colora'o

Prefiero, como dice este post, darle el beneficio de la duda
(????...) y desear que sea más como la que la gente quiere..(eso significa quedar bien con todos???) y no tanto como la que critican.

No vale la pena acere, dude menos y haga mas.

Llevamos 50 años dudando y asi nos va por supuesto que se puede, no estar de acuerdo con algo o alguien, pero Dudar??? juzgas como si hubiera cometido un acto-Predelictivo-?les suena de algo?

Abajo los que DUDAN
y por supuesto los CACAstros

Rodrigo Kuang dijo...

No sé qué diría, o dirá Pepe Rojas, pues no lo conozco, pero como que la idea que él cita salió de la entrada, creo que tampoco está de más volver sobre nuestros pasos y aclarar que "ofrecer el beneficio de la duda" no es lo mismo que "dudar". La frase, usada en términos jurídicos, es una manera de decir - aquí como metáfora - que alguien puesto en entredicho aún tiene el derecho de demostrar su razón. Ella no es culpable de delito alguno, ni siquiera pre-delictivo, por lo que aquí no hacemos acusaciones, sino análisis, personales por demás. Desacralizar íconos que vienen de seres humanos con defectos y virtudes también es una manera de hacer.
Saludos.

Anónimo dijo...

....Desacralizar íconos que vienen de seres humanos con defectos y virtudes también es una manera de hacer.

No se esta manera de Hacer, es rara, se hace haciendo,
Le recuerdo Rodrigo que esa chica tuvo el valor que no tuvo usted, ni yo,eso no la convierte en un Icono es solo una persona con mas coraje que nosotros, tampoco hay que pretender hacerla presidente.

Cada dia vemos sus opiniones como referencia de la REALIDAD cubana.

Un abrazo y no se desanime, mi opinion es parte de esa Cuba Democratica donde todos tendremos un espacio, probablemente estamos de acuerdo en casi todo, su articulo es muy interesante y leo su blog a diario.

abajos los CaCastro's(mariela incluida)

Rodrigo Kuang dijo...

No me desanimo, de ninguna manera. El ejercicio de la opinión es el más valioso patrimonio de los espíritus democráticos. Usted tiene sus puntos de vista, y como bien dice, que estamos de acuerdo en las cosas esenciales, no puede haber conflicto demasiado cruento. De hecho pensé que este artículo podría resultar polémico, en el sentido en que pudo haberse formado aquí tremenda bronca entre apocalípticos e integrados, pero ya ve que no ha sido así. Tengo la suerte de nunca, hasta ahora, haber tenido que borrar comentarios ofensivos o groseros, y espero que sea porque, como alguien dijo por allá arriba, este no es un blog conflictivo.
Muchas gracias por seguir estas humildes entradas.

Anónimo dijo...

BRAVVVOOOOOOOOOOO